HISTORIA KNORR®

Cocina Knorr®

HISTORIA KNORR®

Nuestra historia comienza en 1838, cuando Carl Heinrich Knorr abrió una fábrica en Heilbronn, Alemania.

La marca Knorr® nació en la ciudad de Heilbronn, Alemania, en donde Carl Heinrich Knorr se dio cuenta de que, con el vertiginoso desarrollo industrial, había surgido la necesidad de una opción para tener comidas nutritivas de rápida preparación.

Y así, cuando corría el año de 1838, inició una serie de investigaciones y experimentos en cooperación con expertos en nutrición, que consistía en deshidratar vegetales y diferentes sazonadores, con lo que finalmente desarrolló un proceso de preservación para mantener los valores naturales y el sabor de los ingredientes, pero reduciendo su tiempo de preparación, técnica que es la base para las sopas deshidratadas.

En 1873 la compañía Knorr® inició la comercialización de sus productos en tiendas de comida, y para 1958 Knorr GMBH se convirtió en una compañía manejada por CPC International, Inc., predecesor de Bestfoods, que ahora pertenece a Unilever.

Su historia en México inició hace más de 40 años, en 1961, cuando se lanzó Knorr® Suiza con los lemas de “cubos gigantes de verdadero caldo de pollo” y “10,000 pesos lo garantizan”. Así que la “marca de calidad suiza” se presentó en nuestro país con una campaña que se conectó de inmediato con las consumidoras, ya que su fórmula de ingredientes típicos demostró que preparaba un buen caldo de pollo.

El producto se ubicó rápidamente en las tiendas, en donde tuvo que luchar por una posición, pues no era pionero; ya existían los caldos procesados, así que llegó con una oferta que ofrecía un plus en rendimiento, el cual muy pronto sedujo a las consumidoras.

La buena experiencia de las consumidoras con el producto, aunada a una continua presencia en TV y otros medios, estrechó cada vez más el vínculo que había surgido entre la marca y las amas de casa, por lo que sus ventas iniciaron un acelerado crecimiento que llevó a Knorr® Suiza a establecerse como el líder indiscutible de la categoría, con una participación de mercado del 53%, en un lapso de aproximadamente 10 años.

Una vez que Knorr® se había consolidado en el mercado mexicano con su caldo de pollo, lanzó su 2o. gran producto, que mantiene el espíritu de brindar soluciones deliciosas y prácticas para las amas de casa: Knorr® Tomate, que salió al mercado en 1974. Su lanzamiento fue apoyado y avalado por los “expertos de Knorr® Suiza”, por lo que quedaba clara la relación entre ambos productos. Knorr® Tomate fue bien recibido en el mercado, ya que se trata de un producto que toma en cuenta las costumbres básicas de los consumidores al cocinar.

A través del tiempo han continuado los esfuerzos de la marca, que ha logrado mantener a Knorr® Suiza en su posición de líder por medio de constantes actualizaciones. Aunque de cualquier forma, para sus consumidores se ha convertido en un ingrediente básico e irremplazable en la preparación de una enorme gama de platillos de la cocina mexicana... Prueba de ello es que la gran mayoría de los consumidores afirman, sin dudarlo, que si algo “huele a pollo, sabe a pollo y es de pollo”, se trata de Knorr® Suiza.

 
close